Mi leyenda de apego, contada por el tarot

Por Stefanie Abel Horowitz

Muchas vez estuve enamorada sobre un menudo que me rompiГі el corazГіn sobre formas que nunca sabГ­a que era viable destrozar un corazГіn. En el duelo, entretanto me preguntaba si ciertamente habГ­a acabado al completo, En Caso De Que debГ­a avanzar, hice lo que cualquier fГ©mina de casi 30 aГ±os de vida que se respeta a sГ­ misma harГ­a fui a que me leyeran el tarot.

La tarotista se llamaba Sky. TenГ­a mechones de cabello rubio platinado y no ha transpirado las brazos estaban repletos de tatuajes. MirГі una ocasiГіn las cartas y me dijo 3 cosas que cambiarГ­an mi vida.

[Si deseas acoger las mГ­ВЎs grandes historias sobre Modern Love de The New York Times en EspaГ±ol en tu e-mail, suscrГ­bete acГЎ a El Times]

Primeramente, dijo que me iba a despedir sobre la urbe sobre novedosa York, donde había estado siete años de vida y que consideraba iba a ser mi hogar para siempre. Segundo, me dijo que mi profesión iba a ser un camino serpenteante con gran cantidad de giros inesperados, No obstante que debía permanecer abierta a cualquier alternativa. Tomó un descanso anteriormente sobre su tercera predicción así­ como me dijo “¿Estás en una trato?”.

“¿Acabas de culminar una conexión?”.

“Esto va a ser delicado”, me comentó. “Pero te lo tengo que declarar Él es tu destino. En este segundo nunca está preparado, sin embargo en 3 años va a regresar a ti. Entretanto saldrás con otros, sin embargo con ellos nunca va a funcionar”.

Odio admitirlo, sin embargo era lo que querГ­a escuchar. QuerГ­a que me dijeran que las mariposas en el estГіmago que sentГ­ cuando mi ex y yo nos conocimos por primera ocasiГіn seguГ­an significando una cosa. QuerГ­a apreciar que habГ­a tenido la causa cuando les decГ­a a mis amigas que el novio era el Amor sobre mi Vida. QuerГ­a esa confirmaciГіn desplazГЎndolo hacia el pelo aquГ­ la tenГ­a, sobre una chica cuyas cartas estaban tan desgastadas igual que su cara. ВїCГіmo la novia iba an estar erronea?

Sus primeras dos predicciones se cumplieron con rapidez.

Seis meses luego sobre la lectura de el tarot, cansada de una vida con ingresos tan bajos igual que directora teatral, tomГ© una decisiГіn sorpresivamente apurada de regresar a MГ­chigan. Nunca estaba segura sobre quГ© iba a realizar ahГ­, No obstante sabГ­a que tenГ­a que irme de novedosa York.

No existe bastante teatro en Detroit debido a que, igual que se predijo, mi carrera tuvo un trayecto serpenteante en el que aprovechГ© mis capacitaciones alternas y no ha transpirado me dediquГ© de lapso completo a dar tipos sobre pilates.

La mujer que me leyГі el tarot Ahora habГ­a acertado en dos cosas asГ­В­ como ni siquiera habГ­a anterior un aГ±o.

Seguidamente, en una fiesta organizada por colegas del bachillerato, encontrГ© a Brandon, el varГіn con el que nunca iba an actuar, a declarar sobre mi lectora sobre tarot. MГЎs bien, volvГ­ an encontrar a Brandon; habГ­amos salido en el colegio, diez aГ±os detrГЎs.

Me hizo reГ­r mientras estГЎbamos entre cervezas tomadas a medias y no ha transpirado vasos rojos de fiesta. Era gran, con la cara gentil asГ­В­ como la pequeГ±a risita apenada que nunca podГ­a englobar. Me sentГ­a cГіmoda en su asistencia.

Una semana despuГ©s fuimos an andar a pie por la reserva natural asГ­В­ como nos empezamos an apreciar. DespuГ©s sobre eso empezГі a llamarme desde su empleo asГ­В­ como a enviarme mensajes desde las viajes sobre campamento. Cuando salГ­amos a cenar con amigos solГ­a disponer su mano acerca de la zona pequeГ­В±a sobre mi espalda y me quedaba casi sin aliento.

“Tengo un simpatía profundo por ti”, me decía, con aquella sonrisita.

“Tengo un afecto penetrante por ti, también”, le respondía.

Se me olvidГі de forma rГЎpida que no estaba destinada an estar con Г©l.

Luego sobre casi un aГ±o en Detroit regresГ© a novedosa York de una tarea que me habГ­a comprometido a realizar anteriormente sobre comenzar a montar con Brandon. Con el fin de mantener viva la contacto a recorrido aprendimos a comenzar las DVD en exactamente el similar segundo Con El Fin De lograr ver pelГ­culas juntos. Nos visitГЎbamos cada algunas semanas y nos extraГ±ГЎbamos terriblemente cuando no estГЎbamos juntos.

Me enamorГ© sobre Brandon, profundamente. Nunca hubo un centella inmediato de certeza, sino un calentamiento gradual que se volviГі alguna cosa excesivamente dulce. QuerГ­a casarme con el novio, y no ha transpirado le dije que eso querГ­a. SoГ±aba con pintar muros de el hogar y con sacar a nuestros perros; me imaginaba todas las maneras en las que Г­bamos an edificar un porvenir.

Siete meses luego, terminГ© mi empleo en novedosa York desplazГЎndolo hacia el pelo decidГ­ que tenГ­a que hacer la Гєltima enorme mudanza. Esta oportunidad querГ­a probar mi fortuna igual que cineasta en las ГЃngeles, un nuevo giro en mi trayecto serpenteante. Brandon estuvo en sintonГ­a con que debГ­a hacerlo. Dijo que su labor en bienes raГ­ces era relativamente transferible a otro sitio asГ­В­ como que me iba a conseguir pronto. Le creГ­.

Aquel exnovio que era mi caso destino habГ­a estado en las ГЃngeles Con El Fin De examinar un posgrado durante las dos aГ±os que pasГ© enamorГЎndome de Brandon. En mi mudanza a California desee que, cuando el novio se graduara, se fuera a llevar sobre regreso a novedosa York Con El Fin De nunca tentarme a pensar en un destino que debido a nunca querГ­a. Sin embargo cuando lleguГ© a la localidad, la aprecio en frecuente me dijo que el plan sobre ese exnovio era quedarse allГ­.

Me dejГ© capturar por la posibilidad sobre encontrarme con el novio al azar. IniciГ© a pensar en Г©l; en quГ© lugar https://datingranking.net/es/geek2geek-review/ vivГ­a, cГіmo pasaba las dГ­as. A veces creГ­a haberlo visto en la avenida desplazГЎndolo hacia el pelo se aceleraba mi corazГіn, se esparcГ­an punzadas sobre energГ­a ansiosa por mi tronco, sin embargo invariablemente se trataba sobre un desconocido con un Estilo de cabello similar.

X